Efectos secundarios del CITALOPRAM

La información acerca del perfil de efectos secundarios de citalopram se ha obtenido de estudios controlados y no controlados así como de informes de vigilancia postmarketing. Se han realizado diversos metanálisis.46

En estudios comparativos, el perfil de tolerabilidad de citalopram fue similar al de los otros ISRS y superior a la de los antidepresivos tricíclicos.47

Un metanálisis demostró que efectos secundarios reportados con más frecuencia con citalopram a dosis terapéuticas son, nauseas y vómitos (20%), sudoración aumentada (18%), cefalea (18%), boca seca (17%), temblor (16%), sedación (15%) e insomnio (15%).46 Citalopram parece causar estimulación solo raramente y es relativamente bien tolerado en pacientes ancianos con depresión.48 El rango de efectos secundario reportados en diversos estudios se recoge en la tabla 4. Los efectos secundarios normalmente entre leves y moderados y ocurren durante las primeras semanas de tratamiento.

La mayoría de efectos adversos decrecen con el tiempo excepto la dispepsia y la sudoración.46

Se han informado diversas formas de disfunción sexual en hasta un 75% de pacientes tratados con ISRSs.49 La frecuencia de disfunciones sexuales reportadas espontáneamente con citalopram es menor del 10% aunque aumenta cuando se pregunta directamente sobre este tema.21 Se han reportado también tres casos de priapismo transitorio de clítoris.50

Efectos secundarios renales, hepáticos o hematológicos ocurren raramente.26 Hay un bajo potencial de ataques o efectos extrapiramidales con dosis terapéuticas de citalopram.47

Citalopram no se ha asociado con toxicidad cardiovascular grave, ni siquiera en paciente ancianos o en pacientes con enfermedad cardiovascular preexistente.

Los electrocardiogramas (ECGs) registrados durante los ensayos clínicos tanto con sujetos jóvenes como con adultos no revelaron cambios en la conducción cardíaca.6 Hasta la fecha no se han reportado cambios en el QTc en pacientes con trastornos de conducción preexistentes o isquemia.46 De forma similar, citalopram no afectó la conducción cardíaca en pacientes tomando otras medicaciones que podrían prolongar el intervalo QTc.46

El único cambio frecuente en el ECG de pacientes tomando citalopram es un ligero descenso en la frecuencia cardíaca que también ocurre con otros ISRSs.46

Un deseo fásico por carbohidratos y acompañamiento de ganancia de peso se reportó en 8 de 18 pacientes durante un tratamiento a corto plazo con citalopram en dosis de 20 y 40 mg/día. Este fue un efecto secundario inesperado ya que la mejora en la transmisión de 5-HT se asocia normalmente con descenso de la captación de carbohidratos y anorexia.51

Se ha reportado un perfil de efectos secundario favorables en el anciano apoyado en datos de un número de metanálisis. En esta población los efectos secundarios más comunes reportados incluyen astenia, insomnio, somnolencia, temblor, boca seca, cefalea y nausea.46 Las mujeres reportaron más efectos secundarios que los hombres pero solo la “cefalea” alcanzó diferencias estadísticamente significativas entre los dos sexos.

Precauciones y contraindicaciones
Aunque los ensayos con citalopram a dosis de 40 mg/día con voluntarios sanos no produjo alteración de la función intelectual o del comportamiento psicomotor, se deben aplicar a citalopram las mismas precauciones que se aplican al uso de sustancias psicoactivas mientras se conduce o se maneja maquinaria peligrosa.

El uso de antidepresivos en pacientes con trastorno bipolar se ha asociado a un aumento del riesgo de manía o hipomanía. Los estudio controlados con placebo en poblaciones predominantemente unipolares sugieren que el riesgo de inducir manía con citalopram es bajo ( ocurriendo en un 0,2% de 1063 pacientes),26 el riesgo de inducir manía en pacientes bipolares es probablemente similar al reportado con otros ISRS.

El riesgo de intento de suicidio aumentado es inherente a la depresión y puede persistir hasta que hay una remisión significativa de los síntomas de humor. Los pacientes con alto riesgo de suicidio debería ser supervisados al inicio de la terapia antidepresiva y la prescripción de citalopram debería ser escrita a dosis bajas para minimizar el riesgo de de sobredosis intencionada.

La hiponatremia y el síndrome de secreción inapropiada de hormona antidiurética se han reportado como efectos adversos raros con el uso de citalopram.26 Los síntomas clínicos incluyen aumento de la ingesta de agua, ganancia de peso, debilidad, letargo y confusión.

En ensayos clínicos, se reportaron ataques en un 0,25% de pacientes que recibían dosis terapéuticas de citalopram,26 lo que es comparable a las tasas reportadas para la mayoría de los otros antidepresivos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.